Notas

Fondos buitre: entre Nueva York, Londres e Islas Caimán

Fondos buitre: entre Nueva York, Londres e Islas Caimán
noviembre 25
00:02 2014

Los abogados que representan a Argentina y los fondos buitre se verán las caras nuevamente el próximo 10 de diciembre, fecha de una nueva audiencia, la última del año, a realizarse en el juzgado de Thomas Poole Griesa. La convocatoria se realiza luego de un pedido de los fondos NML Capital y Aurelius, para embargar fondos del Banco Central que dicha entidad dispone en Estados Unidos.

Entre las novedades de esta nueva audiencia se destaca la presencia, por primera vez, del fondo EM de Kenneth Dart, integrante de los denominados “me too”, es decir aquellos que le reclaman a Griesa un tratamiento similar al obtenido por NML Capital y Aurelius, buscando evitar llevar adelante un nuevo proceso judicial.

Dart, quien es titular del primer fondo buitre en presentar una demanda contra Argentina en 2005, había permanecido hasta octubre de este año expectante sobre cómo se resolvía en los tribunales de Nueva York el litigio entre Argentina y Paul Singer.

En la audiencia del próximo día 10 de diciembre los abogados de Singer y Dart buscarán que el juez neoyorquino les permita a los fondos buitre embargar activos del Banco Central en Estados Unidos, para de esta manera presionar nuevamente al país a aceptar las condiciones de pagos que estos fondos exigen.

La entidad presidida por Alejandro Vanoli cuenta en su haber con una sentencia a su favor, que data de octubre del año 2013, cuando la justicia norteamericana decidió que el Central no funcionaba como un “alter ego” del Estado nacional como los buitres pretendían demostrar, y por otra parte sus fondos, como los de todo banco central eran de carácter inembargable.

Sin embargo, mas allá de esta resolución que Griesa pueda tomar, desde el estudio Cleary Gotlieb Steen & Hamilton (CGS&H), se especula con que el juez podría adelantar su posición con respecto a una eventual negociación entre Argentina y los fondos buitre en enero de 2015, caída la cláusula RUFO.

Como antecedente existe la decisión del propio magistrado del Distrito Sur, quien a principios de noviembre le otorgó al mediador Daniel Pollack el poder para abrir una instancia de negociación entre el país y el total de los holdouts, que corresponde al 7% que decidió no entrar en los canjes. Algo que en siempre han reclamado desde Economía, señalando que una salida negociada es imposible sin el total de las partes involucradas.

¿Juicio a los buitres en las Islas Caimán?

Mientras desde el Ejecutivo nacional se ensayan caminos para destrabar el conflicto con los fondos buitre a partir de enero, al Ministerio de Economía llegó una propuesta del ex secretario de Finanzas, Guillermo Nielsen, quien propone llevar adelante un litigio contra estos fondos especulativos, allí donde tienen domicilio radicado, es decir las Islas Caimán.

Según Nielsen la ley de este paraíso fiscal es la misma que la británica, donde el tipo de operaciones llevadas adelante por los fondos buitre están prohibidas, por lo cual lo que se puede “argumentar, que ellos hicieron algo ilegal con el objetivo de interferir con los tenedores que normalmente aceptaron el canje. Y esto daría lugar a un juicio muy grande, inclusive mayor a la cifra que los buitres le reclamen a Argentina”.

Por otra parte, para el ex secretario de Finanzas, al ser los fondos buitre cáscaras vacías, el único activo disponible por parte del país para cobrarles en este eventual juicio seria el correspondiente a la sentencia favorable que estos fondos recibieron en la justicia de Nueva York. El primer paso en este camino es, sin embargo, uno que desde el equipo económico no están dispuestos a transitar, pagarle primero a los fondos buitre, para llevarlos a juicio posteriormente.

Nielsen también se encargó de remarcar, al igual que amplios sectores de la comunidad internacional, los problemas suscitados por la sentencia Griesa como antecedente para futuras reestructuraciones de deuda. “El fallo contra Argentina le dio a los bonistas una razón para no entrar en futuras reestructuraciones de deudas internacionales”, sostuvo el ex funcionario.

El turno de Londres

Los efectos por la sentencia de la justicia norteamericana también llegaron hasta las islas británicas, donde el juez Guy Newey, deberá pronunciarse entre los días 17 y 19 de diciembre, acerca de los reclamos presentados por los tenedores de bonos europeos, los llamados “Eurobonholders”. Estos buscan accionar en los tribunales de Londres para destrabar el cobro de 225 millones de euros, depositados por Argentina en junio, que se encuentran bloqueados en las cuentas del Bank of New York Mellon. Estos fondos se rigen bajo ley británica.

Entre quienes llevaron adelante la demanda se cuentan los fondos de George Soros (Quantum Partners) y Kyle Bass (Hayman Capital Master). La decisión ahora está en manos de Newey, quien en noviembre ya afirmó: “Cómo sea tratado el dinero es relevante para los términos de cualquier arreglo que pudiera finalmente ser alcanzado. Si este pedido funciona bien, incluso si contradice una orden americana, los holdouts estarán en una posición mucho menos beneficiosa en cualquier negociación que si, por un período indefinido, Argentina no puede cumplir con el resto de sus obligaciones”.

 

Leandro Navarro – @navarro_lean

Notas relacionadas

0 comentarios

No hay comentarios aún

No hay comentarios por el momento, querés agregar uno?

Escribe un comentario

Escribe un comentario

Tu mail no será publicado. Los campos obligatorios están marcados *

Nacionales