Europa

7 diciembre, 2016

Italia: “La situación de las mujeres en estos años ha empeorado”

El 26 de noviembre se realizó en Roma una multitudinaria movilización contra la violencia de género bajo la consigna #NonUnaDiMeno (#NiUnaMenos). Notas dialogó con Marta Cotta Ramosino, integrante de la organización convocante red Io Decido sobre la situación de violencia hacia las mujeres en Italia que se incrementó con la crisis económica.

El 26 de noviembre se realizó en Roma una multitudinaria movilización contra la violencia de género bajo la consigna #NonUnaDiMeno (#NiUnaMenos). Notas dialogó con Marta Cotta Ramosino, integrante de una de las organizaciones convocantes, la Red Io Decido sobre la situación de violencia hacia las mujeres en Italia que se incrementó con la crisis económica.

– ¿Cómo fue el proceso de gestación del #NonUnaDiMeno (#NiUnaMenos) en Italia y qué influencia tuvo lo que sucedió en Argentina?

– La primavera pasada en Roma hubo otro asesinato de una mujer por su novio. Io Decido (Yo decido) es una red ciudadana de colectivos feministas y de centros contra la violencia que trabaja desde hace varios años sobre el derecho a la salud para las mujeres. Esta iniciativa surgió a partir de una reunión donde analizamos el aumento de los feminicidios y de la violencia contra las mujeres en Italia en los últimos años.

Entonces hemos decidido trazar una ruta que tenía como objetivo no sólo una movilización de las mujeres si no también un debate muy largo sobre este tema para llegar a la escritura de un Plan Feminista contra la Violencia de Género, dado el fracaso del plan actual.

La red Io Decido decidió unirse con dos organizaciones nacionales: la Unione delle Donne in Italia (Unión de las Mujeres de Italia, UDI por sus siglas en italiano) y Donne in Rete contro la violenza (Red Italiana de Centros Antiviolencia, D.I.Re). Las tres fueron las promotoras de la red #NonUnaDiMeno.

Nos han inspirado las movilizaciones argentinas y por eso hemos decidido llamarnos como ellas. También porque creemos que en esta etapa es fundamental conectar las luchas de las mujeres a nivel internacional. También nos hemos inspirado en las huelgas de mujeres en Polonia, en Corea, en Brasil y otras.

La manifestación del 26 de noviembre fue un suceso enorme en el que participaron 200 mil mujeres y hombres. Una movilización de mujeres así de grande no se veía desde el 2007. El dato más importante es que la manifestación ha involucrado también al movimiento LGBTQI, las trabajadoras sexuales y todos aquellos que creen que luchar contra la violencia de género es un elemento fundamental para luchar contra el capitalismo y el patriarcado.

Durante el 27 de noviembre se realizó además una asamblea nacional de mujeres que tuvo mucha participación. Se llevaron adelante diversos talleres en torno a los siguientes temas: ruta de escape de la violencia, plan jurídico, educación sexual y afectiva en las escuelas, el derecho a la salud reproductiva, la narración de la violencia de los medios de comunicación y el feminismo migrante. Esos dos días fueron el primer paso para llegar a una reescritura de un plan feminista contra la violencia de género.

En la asamblea se decidió convocar el 8 de marzo una huelga de mujeres del trabajo productivo y reproductivo. De esa manera, nos adherimos a la plataforma que se lanzó en Argentina.

– ¿Cuál es la situación de femicidios y violencia de género en Italia?

– Desde enero de 2016 hasta el momento en Italia fueron asesinadas 123 mujeres por violencia de género. Además, una de cada tres mujeres sufre violencia y en el 90% de los casos es generada por un hombre con quien mantiene o mantuvo una relación.

Pero los datos no dan cuenta de la verdadera situación en Italia, porque la violencia contra las mujeres es un problema estructural sutilmente reflejado en todos los ámbitos de nuestras vidas. Esto se cristaliza en el riesgo de ser despedida en caso de embarazo o la falta de garantías del aborto gratuito en todos los hospitales públicos. También a nivel jurídico la situación es muy difícil: pocas mujeres denuncian la violencia y las que lo hacen tienen que enfrentarse con una Justicia muy lenta y y que muy a menudo no las contiene y las humilla.

En estos años de crisis económica, además, hay recortes al sistema de políticas sociales de “bienestar”: se cierran las guarderías infantiles y asilos, y por consecuencia las mujeres tienen que hacerse cargo de todo el trabajo de cuidados, siendo despedidas de sus trabajos. También hubieron muchos despidos de mujeres vinculados al recorte económico y las medidas de austeridad.

Por todo eso, la situación de las mujeres en Italia en esos últimos años ha empeorado. Eso hace que nuestras vidas estén cada vez más en riesgo. Pensamos que el único modo para modificar esta situación de violencia sistémica es luchar. Por todo esto hemos convocado una gran huelga de mujeres para el 8 de marzo de 2017.

– ¿Cómo se relaciona esta situación con la ola de inmigración posterior a la mal llamada “primavera árabe”?

– En Italia el 90% de la violencia es violencia doméstica. No es la ola de inmigración lo que determinó el aumento de los casos de violencia. El trabajo que hemos empezado con #NonUnaDiMeno es también antifacista y antiracista. En todos los talleres de trabajo durante el 27N se trabajó sobre la condición de las mujeres migrantes de modo transversal y no colonialista, dando voz a las mujeres migrantes que son quienes viven esta violencia más directamente.

Producción: Federico Araya – @fedearayac

Si llegaste hasta acá es porque te interesa la información rigurosa, porque valorás tener otra mirada más allá del bombardeo cotidiano de la gran mayoría de los medios. NOTAS Periodismo Popular cuenta con vos para renovarlo cada día. Defendé la otra mirada.

Aportá a Notas

¿Querés uno de nuestros libros?

Podés conseguirlo a precio promocional haciendo click en la imagen. ¡Escribinos y te contactamos para hacértelo llegar!

Conseguilos