Notas

Cuesta arriba

Cuesta arriba
septiembre 06
09:24 2017

La Selección Argentina volvió a dejar pasar una gran oportunidad de acercarse al Mundial de Rusia 2018. Como local, igualó 1-1 ante Venezula tras un buen arranque que no pudo plasmar en el marcador.

Jorge Sampaoli le dio un voto de confianza al esquema de 3-4-2-1 pero realizó ciertas modificaciones en base a las carencias del equipo mostradas ante Uruguay. El ingreso de Javier Mascherano por el suspendido Gabriel Mercado le dio al equipo la posibilidad de contar con alguien más acostumbrado a dar el primer pase. Algo que se pudo ver de entrada cuando Masche asistió una buena diagonal de Mauro Icardi que pudo ser la apertura del marcador. Esto también dio lugar a que uno de los integrantes del doble cinco pudiera jugar más adelantado: Éver Banega reemplazó a Lucas Biglia y fue determinante en un gran arranque de la Selección, que jugó en campo rival y circuló la pelota con dinámica y verticalidad.

No obstante, las situaciones no se concretaron y con el correr de los minutos, comenzó a pesar la situación en la tabla de posiciones. Todo se hizo cuesta arriba. El público desesperaba y los jugadores se mostraban fastidiosos ante la imposibilidad de abrir el marcador.

Otra modificación fue la zona de la cancha en la que se movió Paulo Dybala: con Banega en el medio el cordobés no debía retrasarse tanto y jugó más cerca de Mauro Icardi, demasiado solitario en el Centenario de Montevideo, más movedizo esta vez e incluso con algunas oportunidades de gol que no pudo concretar.

La primera parte se fue después de un buen inicio, con Ángel Di María esta vez en buen nivel pero lesionado y reemplazado por Marcos Acuña. Daba la sensación de que manteniendo la idea y siendo pacientes, el gol llegaría.

En el segundo tiempo el guión se volvió aún más complicado: Venezuela acertó en la primera llegada al arco de Sergio Romero y el nerviosismo aumentó en extremo. Se jugó al límite, con un vértigo inmenso. El gol del empate tranquilizó y Sampaoli hizo una apuesta rara: primero ingresó Darío Benedetto para jugar con dos puntas, pero luego, casi como un gesto de arrepentimiento, se retiró Icardi para dar lugar a Javier Pastore, quien no tuvo una buena actuación. “El Flaco” tiene un excesivo contacto con la pelota que no sabe plasmar en dinámica capaz de desestabilizar al rival.

Para peor, Banega, que debía ser el otro conductor, bajó muchísimo su nivel fallando en pases que daban a Venezuela la posibilidad de contraatacar ante una Selección partida y descompensada, con Mascherano perdiendo duelos individuales y Federico Fazio incómodo en la posición de líbero por no tener la velocidad suficiente para corregir errores.

Por su parte, Lionel Messi continuó con la dinámica de retrasarse para buscar socios, y tuvo buenas pinceladas de genio como apiladas, caños o pases, pero con el correr de los minutos comenzó a frustrarse y fastidiarse como el resto de sus compañeros. Con el ingreso de Pastore, se recostó en la banda derecha y perdió contacto con la pelota.

El astro continúa en la busca de socios. Su dupla con Dybala prometía mucho pero deja dudas ya que ambos están acostumbrados a recibir en zonas muy parecidas de la cancha. Por su tremenda jerarquía pueden encontrarse y crear peligro, pero por muchos momentos se superponen. Otra tarea para Sampaoli: lograr que dos de los mejores jugadores del mundo mejoren su compatibilidad.

El panorama no es el esperado de cara a conseguir la clasificación al próximo Mundial, y eso invita a que los análisis y las sensaciones se vuelvan radicalizadas. No es por Jorge Sampaoli que la Selección se encuentra en una difícil situación, y vale destacar que el arranque del equipo fue prometedor: se vio la idea plasmada a pesar de contar con muy poco tiempo de trabajo. Sin embargo, tampoco puede decirse que no existan decisiones que deban ser replanteadas. Por ejemplo, el esquema ayuda a que los rivales se replieguen, congestionen la zona central y los carrileros/extremos argentinos queden obligados a jugadas individuales excepcionales como la de Acuña en el gol del empate. En la otra banda, Lautaro Acosta aportó sacrificio pero no el desparpajo del ex Racing: muchas veces pudo buscar línea de fondo pero decidió volver a jugar hacia atrás.

En definitiva, la Selección Argentina tuvo un arranque ilusionante, pero no logró abstraerse de la realidad en la tabla para poder seguir jugando con convicción y paciencia como lo hizo durante los primeros 25 minutos. Saber manejar mejor el nerviosismo y el vértigo será una misión importante de cara a las dos fechas finales.

Ala Alberdi – @AlanAlberdi

Notas relacionadas

0 comentarios

No hay comentarios aún

No hay comentarios por el momento, querés agregar uno?

Escribe un comentario

Escribe un comentario

Tu mail no será publicado. Los campos obligatorios están marcados *

Fútbol

  • Kurt LutmanKurt Lutman: "El fútbol hay que jugarlo desde su esencia que es la improvisación total"

    El ex jugador de Newell's, escritor y militante, Kurt Lutman, dialogó con el programa "La Zurda Mágica" de Radio Sur 88.3 acerca de su nuevo libro, la relación del fútbol y la literatura y la necesidad de abandonar el exitismo en el fútbol para recuperar la cultura del potrero y la inclusión que promovía porque "nadie quedaba afuera después de un error".

  • Lenin monument is seen in front of Luzhniki Stadium which will host 2018 FIFA in MoscowEstadio Central Lenin: símbolo de poder y unidad nacional

    Tras la sufrida clasificación de la Selección Argentina al Mundial de Rusia 2018, llegó el momento de los ensayos en forma de amistosos. El primer rival será precisamente el organizador de la Copa. Y el lugar del encuentro este sábado será el renovado estadio olímpico Luzhniki, otrora Estadio Central Lenin. Aquí su historia.

  • clasico2Contragolpe a la privatización de los goles

    Con la defensa de derechos adquiridos bien plantada, la creatividad característica del pueblo y abriendo bien el juego, durante la tarde del domingo 5 de noviembre con la plaza porteña "Éxodo Jujeño" como escenario, se logró que una pantalla en un espacio público a cielo abierto multiplique la cantidad de espectadores del Superclásico.

  • Lanus PortadaLa década ganada de Lanús

    Entre la imagen de Ramón Cabrero levantando el título del Apertura 2007 y la de los jugadores granates celebrando el paso a una histórica final de Copa Libertadores pasaron apenas 10 años. Es la verdadera década ganada de Lanús que, en ese lapso, levantó además la Copa Sudamericana, otro título local y la Supercopa Argentina.

  • PirloPirlo: el adiós al último gran cerebro del fútbol italiano

    La definición de las Eliminatorias en todo el planeta de cara al Mundial de Rusia del año que viene opacó una triste noticia para el mundo del fútbol que se disparó a principios de la semana pasada: el talentosísimo volante italiano Andrea Pirlo anunció que, al finalizar la temporada de la MLS, se retirará del deporte en el que supo brillar.

  • Messi-EcuadorArgentina estará en Rusia 2018: la pelota siempre al Diez

    Después de tanta tensión y angustia acumulada, se terminó la novela y tuvo final feliz. La Selección Argentina consiguió el ansiado triunfo ante Ecuador y obtuvo el boleto al Mundial de Rusia.