Notas

El vandalismo en tiempos de Instagram

El vandalismo en tiempos de Instagram
enero 05
13:33 2018

“(…) en el mundo de los objetos,
hay uno con una función paradójicamente decisiva, el falo”. (Lacan, 1956-57, 72).

Un crimen ha sido cometido en el colegio. Todos los indicios apuntan a un solo sospechoso. Rápidamente las autoridades se encargan de llevar a cabo una ligera investigación con su consecuente condena. El sospechoso, además de quedar suspendido, debe pagar los daños materiales. Para el documentalista (y estudiante del colegio) algo no anda bien. Todo parece ser demasiado fácil, las cosas parecen estar decididas de antemano. Asume la responsabilidad como periodista (del colegio) que es y lleva adelante una investigación que resolverá el misterio: ¿quién en realidad dibujó esos 27 penes en los autos de los profesores del colegio?

Con una premisa tan absurda como correctamente llevada, esta serie de Netflix estrenada en septiembre pasado llamó la atención de propios y ajenos. Durante semanas, las redes sociales se llenaron de teorías (muchas de ellas conspirativas) alrededor del misterio de los 27 falos pintados en los coches de ese secundario ficticio de la alta California.

Con una puesta en escena de altísima calidad a la que Netflix ya nos tiene acostumbrados, American Vandal le rinde tributo tanto a los popes del mockumentary como The Office y Arrested Development como a series de investigación como Making a Murderer (también de Netflix). Con un casting hecho a medida de los personajes (los productores decidieron ir directo a los elegidos en vez de pasar por largas pruebas), los siete capítulos que componen la primera temporada siguen el rastro de una nómina de sospechosos y pistas que lleven a Peter Maldonado y Sam Ecklund (responsables del documental) a descubrir quién pinto los pitos y por qué las autoridades del colegio están obsesionadas con incriminar a Dylan Maxwell, el arquetípico prankster del secundario.

Los episodios pasan y el ritmo de la serie se torna cada vez más vertiginoso. A medida que el joven Peter Maldonado va avanzando con su investigación y las pistas lo llevan a sospechar que Dylan es más inocente de lo que quiere hacer parecer la escuela, los límites entre lo falso del documental y la verdad televisiva se van tornando más difusos.

La seriedad de la puesta en escena (sobre todo en lo respecto a las animaciones de la investigación en sí) da cuenta de que no estamos frente a un largo sketch de penes, tan repetitivo en la comedia norteamericana de la última década larga.

Si bien el tema de la serie realmente es el crimen cometido, se mete de manera bastante directa (y en un crescendo que conoce su techo hacia el final de la temporada) el prejuicio sobre los arquetipos que se crean en el imaginario social. ¿Quién cometerá tal crimen si no es el bully del colegio? ¿Cómo el estudiante oriental de intercambio puede cometer tal fechoría? ¿Hay alguna posibilidad de que la idealista militante progresista pueda ser puesta entre la nómina de sospechosos? Peter Maldonado (genialmente interpretado por Tyler Álvarez) va respondiendo estas preguntas que lo llevarán a cuestionar las estructuras anquilosadas del sistema educativo californiano, ayudado por la forma en la que se construye la verdad a partir de las redes sociales: los videos de Instagram jugarán un rol central de la investigación.

Con una segunda temporada confirmada, esta comedia creada por las cabezas de Funny or Die y la CBS, promete seguir los rastros de un nuevo caso por el mismo equipo de investigación que buscó la verdad alrededor de los autos pintados con 27 penes color rojo.

Iván Soler – @vansoler

Notas relacionadas

0 comentarios

No hay comentarios aún

No hay comentarios por el momento, querés agregar uno?

Escribe un comentario

Escribe un comentario

Tu mail no será publicado. Los campos obligatorios están marcados *

Cine y TV

  • Mujer FilmandoUn cine que mira para el costado mientras la revolución se lleva a cabo

    "¿Cómo seguir después de Auschwitz?", se preguntaba Jean-Luc Godard. Esa premisa planteada por el cineasta francés vuelve a tener sentido en la actualidad, no por lo catastrófico, sino por lo paradigmático del suceso histórico vivido el miércoles y jueves pasado con la movilización popular que acompañó la media sanción para que el aborto sea legal.

  • Francella-PelículaEl cine argentino y la implosión de la clase media

    Animal, la nueva película de Armando Bo (nieto del mítico cineasta del mismo nombre), tiene al frente a Guillermo Francella, quien en la última década ha tratado de reinventar su trayectoria actoral. El filme da cuenta de un cine argentino que se viene repitiendo en una idea que ya parece ser parte del pasado.

  • Martin Fierro AbortoAborto Legal y defensa de los Medios Públicos en los Martín Fierro 2018

    El domingo 3 de junio se realizó la entrega anual de los premios Martín Fierro a la televisión argentina. Sin embargo, lo más importante no fueron las y los ganadores, sino los dos reclamos que atravesaron la jornada dentro y fuera del Hotel Alvear, donde se llevó a cabo la ceremonia.

  • Atlanta-SerieAtlanta, la auténtica comedia negra

    En una época en la que estamos sobreexpuestos a una cantidad inasible de series (de cualquier tipo y nacionalidad) hay cada vez menos que puedan considerarse destacables o siquiera buenas. Sin embargo, para iluminar un poco el camino está Atlanta, creación de Donald Glover y Hiro Murai.

  • Festival Raymundo GleyzerFestival Raymundo Gleyzer: un claro en la tormenta

    Después de dos semanas de lluvia ininterrumpida, el mundo audiovisual y la cultura encontraron el último fin de semana un refugio en el trabajo de productores y productoras populares y comunitarias en el Festival Independiente de Cortometrajes Raymundo Glayzer que llevó a cabo su segunda edición.

  • Las-hijas-del-fuego"La flor" y "Las hijas del fuego", ganadoras de la 20° edición del Bafici

    La flor, de Mariano Llinás, obtuvo el premio a la mejor película en la competencia internacional del 20° festival Bafici. Además, Elisa Carricajo, Valeria Correa, Pilar Gamboa y Laura Paredes, que forman el grupo teatral "Piel de Lava" y protagonizan el film, compartieron el premio a mejor actriz. En la competencia nacional, resultó premiada Las hijas del fuego, de Albertina Carri.