Notas

La ONG venezolana y el papelón de la Cancillería argentina

La ONG venezolana y el papelón de la Cancillería argentina
marzo 19
16:30 2018

Poco tiempo después de que la cuenta oficial de Twitter del Ministerio de Relaciones Exteriores y Culto argentino se jactara de haberle entregado un premio por los derechos humanos al Programa Venezolano de Educación – Acción en Derechos Humanos (Provea), la propia organización salió a desmentirlo y afirmó que no había aceptado el galardón.

El hecho se dio el jueves pasado, mientras manifestantes de organizaciones sociales expresaban en las afueras de la Cancillería su repudio debido a los vínculos entre la ONG y los EE.UU.

Sin embargo, apenas unas horas después, Provea desmintió de manera pública a la Cancillería, comunicando que en realidad había rechazado el premio porque el gobierno argentino había censurado su discurso.

Esta organización había sido nominada al premio por el Centro de Estudios Sociales y Legales (CELS) y a mediados de marzo les informaron que habían decidido otorgárselo. Sus representantes iban a leer un discurso institucional y otro en nombre de su co-fundador Raúl Cubas, que anticipó que no podría viajar pero envió sus palabras.

Al conocer el contenido de este último, la Cancillería “condicionó la participación de Provea en la ceremonia de premiación a no leer las palabras de Raúl Cubas, debido al tipo de descripción que hacía sobre la situación actual de los derechos humanos” en Argentina, según un comunicado de la propia organización. Debido a este límite, la ONG decidió rechazar el premio.

En su discurso, Cubas decía que “en la actualidad tanto Argentina como Venezuela adolecen de graves fallas y debilidades tanto en la vigencia plena del Estado de Derecho como en la garantía efectiva de los derechos humanos”. Asimismo, añadía que “el autoritarismo de las gestiones gubernamentales, la falta de independencia de los poderes públicos, la impunidad estructural o el retroceso en el proceso de Verdad y Justicia, la existencia de decenas o centenares de presos políticos, la creciente represión a la protesta social, la aplicación de doctrinas de seguridad conocidas como ‘gatillo fácil’ o ‘dispare primero y averigüe después’ que victimiza a los jóvenes que viven en zonas populares, así como le crecimiento creciente de la pobreza, en ambos países, es una realidad que nos interpela”.

Finalmente convocaba a implementar “políticas públicas de derechos humanos caracterizadas por ser inclusivas, no discriminatorias, garantistas y progresivas”.

Las organizaciones sociales que se manifestaban en las afueras de la Cancillería repudiaron el premio pero también la postura de la ONG ante la situación de Venezuela, disintiendo principalmente con la comparación que Cubas realizó entre ambos países.

“Nosotros decimos que este premio es un premio hipócrita en dos sentidos: primero por quien lo da y segundo por quien lo recibe. El gobierno argentino no es el más indicado para entregar un premio de derechos humanos”, declaró Gonzalo Armúa, representante de la Secretaría Operativa de ALBA Movimientos.

El vocero del nucleamiento continental de organizaciones populares añadió: “Venimos de la desaparición y muerte de Santiago Maldonado, del asesinato de Rafael Nahuel, de la represión a las movilizaciones con compañeros y compañeras detenidas”. “Y por el otro lado, tenemos a esta ONG venezolana que se ha encargado de dinamitar la legitimidad internacional del gobierno de Nicolás Maduro, electo democráticamente, con gran apoyo popular”, subrayó.

Finalmente calificó el acto como “una jugada política para volver a poner a Venezuela como símbolo de lo negativo en Nuestramérica y tapar todos los problemas que tienen otros gobiernos de Latinoamérica”. “Es el caso de México, el de Honduras, donde han robado nuevamente el gobierno, el caso de Argentina y de la Brasil de Temer que directamente es producto de un golpe de Estado”, concluyó.

Leticia Garziglia – @letigarziglia

Notas relacionadas

0 comentarios

No hay comentarios aún

No hay comentarios por el momento, querés agregar uno?

Escribe un comentario

Escribe un comentario

Tu mail no será publicado. Los campos obligatorios están marcados *

Géneros