Notas

El ex presidente catalán fue detenido en Alemania

El ex presidente catalán fue detenido en Alemania
marzo 26
10:18 2018

Carles Puigdemont, ex presidente de la Generalitat (gobierno catalán), fue detenido por la policía de Alemania este domingo tras cruzar la frontera desde Dinamarca. El arresto se produjo por la reactivación de una eurorden de captura por parte del Tribunal Superior español el pasado viernes. Más tarde, fue trasladado a una penitenciaria de Neumünster, en el Estado de Schleswig-Holstein, al norte del territorio alemán.

La detención del ex presidente, cesado tras la intervención de la Generalitat, se produjo a las 11:19 de la mañana cuando su auto se detuvo en una estación de servicio de la ruta federal A37. Puigdemont viajaba a Bruselas, donde reside desde hace cinco meses. Según informa Eldiario.es, el operativo estuvo dirigido por el Centro Nacional de Inteligencia y Policía Nacional de España con el apoyo de la Oficina Federal de Investigación Criminal de Alemania.

Puigdemont había viajado a Finlandia desde Bélgica para brindar una conferencia. Tenía previsto volver por avión a Bruselas el sábado por la tarde, pero ante la activación de la Orden Europea de Detención y Entrega (OEDE) no se presentó en el aeropuerto y emprendió la vuelta vía terrestre.

Este lunes deberá comparecer ante el Tribunal de Schleswig-Holstein para verificar su identidad. Después de este trámite se decidirá si se mantiene o no detenido mientras se resuelve su pedido extradición.

Acorde a la legislación europea, si el detenido acepta ser entregado al país que lo demanda, esta entrega deberá ser efectiva en 10 días. En caso contrario, las autoridades judiciales, en este caso alemanas, son quienes tomarán la decisión definitiva sobre la ejecución de la OEDE.

Rebelión y malversación

El juez del Tribunal Supremo Pablo Llarena, a petición de la Fiscalía, reactivó la OEDE contra Puigdemont por los delitos de rebelión y malversación. Ambos como consecuencia de la convocatoria del referéndum independentista del 1 de octubre y la posterior “proclamación” de la república catalana.

La decisión del juez Llarena incluye a otros cuatros ex miembros del gobierno: Lluís Puig, Meritxell Serret y Toni Comín, que permanecen en Bruselas y Clara Ponsatí que se trasladó a Escocia. También dictó una orden de busqueda  y captura internacional contra Marta Rovira, quien el viernes pasado no se presentó ante el Alto Tribunal y viajó a Suiza.

Quienes sí se presentaron fueron Jordi Turull, Carme Forcadell, Raül Romeva, Dolors Bassa y Josep Rull procesados por rebelión a quienes se les dictó prisión provisional. A excepción de Forcadell, todos son también acusados de malversación de fondos públicos.

En total son 25 los procesados por distintos delitos en torno a la consulta del 1-O. Entre ellos, Jordi Sánchez y Jordi Cuixart, líderes de la Assemblea Nacional Catalana (ANC) y Òmnium, entidades independentistas, que están presos desde el 16 de octubre y Oriol Junqueras, ex vicepresidente de la Generalitat, desde el 2 de noviembre del año pasado.

Búsqueda de consenso

El presidente del Parlament, Roger Torrent, hizo una declaración institucional el domingo por la noche. En ella anunció que trabajará con partidos, sindicatos, entidades y organizaciones para “articular una respuesta conjunta y unitaria” para “defender los derechos y libertades fundamentales”.

Desde las elecciones del pasado 21 de diciembre, convocadas tras la intervención del gobierno español, no pudo formarse un nuevo gobierno en Catalunya. Aunque el bloque independentista revalidó su mayoría absoluta en el Parlament, las causas judiciales impidieron hasta ahora llegar a un consenso sobre a quién investir y qué camino seguir.

Manifestaciones ante la detención

Miles de personas se manifestaron este domingo en Catalunya tras conocerse la detención Puigdemont. La ANC y Òmnium, se concentraron frente a la sede de la Comisión Europea y el consulado alemán en Barcelona. Los Comités en Defensa de la República (CDR) se trasladaron hasta la Delegación del Gobierno español.

Según la policía local 55 mil personas marcharon por el Passeig de Gràcia hasta la delegación de la Unión Europea con el fin de forzar el debate de la opinión pública.

Bajo el lema “Contra la repressió i cap a la Reública. Vaga general!” (“Contra la represión y hacia la República. Huelga general!”) los CDR movilizaron un millar de personas. Tras varios momentos de tensión entre el cordón policial y la primera línea de manifestantes, los Mossos d’Esquadra (policía catalana) reprimieron la manifestación a golpes de porra. Tres personas fueron detenidas y 92 resultaron heridas (23 de ellas policías) informó el Servicio de Emergencias Médicas.

A su vez, hubo manifestaciones en las capitales Girona, Lleida y Tarragona. También se produjeron varios cortes de ruta en distintos puntos de la región autonómica.

Luciano Coccio, desde Barcelona – @LuchismoD

Notas relacionadas

0 comentarios

No hay comentarios aún

No hay comentarios por el momento, querés agregar uno?

Escribe un comentario

Escribe un comentario

Tu mail no será publicado. Los campos obligatorios están marcados *

Asia