Géneros

21 mayo, 2019

Le disparó en el pecho a su ex novia y ahora piden que le den prisión domiciliaria

Cintia Cirillo fue baleada en el pecho por su ex pareja luego de que ella decidiera dejarlo. En la madrugada del 25 de diciembre, él la estaba esperando en la puerta de la casa para llevársela. Ante la negativa de la mujer, su ex le disparó a quemarropas en el pecho. Si bien fue detenido en el momento, ahora lo quieren liberar.

En diciembre del año pasado, en vísperas de navidad, Cintia había salido a bailar con un grupo de amigos y en el boliche se cruzó a José Luis Salomón, su ex, a quien ya había denunciado po violencia de género y quien tenía una orden perimetral. A la salida, un amigo la estaba llevando a su casa cuando a pocas cuadras el agresor les cruzó el auto y apuntó a ambos con un arma.

“Me bajé del auto porque tenía miedo que le haga algo a mi amigo. Me gritaba para que suba al auto de él, pero no lo hice. Entonces se bajó, me pegó dos trompadas en las costillas, me apoyó el arma en el pecho y disparó”, relató a la prensa cuando salió del hospital.

“Me caí de rodillas al piso. José Luis me levantó, me subió a su auto y salió acelerando, porque los vecinos habían comenzado a salir de sus casas”, siguió. Dentro del auto ella le juró que no lo iba a denunciar y él mismo la llevó a las puertas del Hospital El Cruce donde la dejó tirada y escapó.

La bala calibre 22 pasó a dos milímetros del corazón, le desplazó la tráquea, le cortó una vena pulmonar y se alojó en su cuello. Producto de semejantes daños, Cintia estuvo en coma cinco días. “Tengo miedo. Tuve miedo en el hospital. No sabía que a mi ex lo habían metido preso y me aterraba la idea de que entrara a la habitación y terminara de matarme”, contó.

Si bien Salomón quedó detenido en la misma semana del hecho, ahora la defensa exige la excarcelación para que cumpla la condena en su domicilio. Según presentó la defensa, la intención es que “se conceda el arresto domiciliario con salida laboral a nuestro asistido, cuando la ART le de el alta médica para reintegrarse a las labores”.

Salomón está enfermo y, según afirma Cintia, busca “cansar” al servicio penitenciario con salidas y gastos médicos. Además, los abogados aseguran que Salomón “no es una persona violenta, ni porta o maneja armas” y agregan que “estamos ante una persona apreciada y que no cuenta con medios para entorpecer la investigación”.

La causa está en las manos del juez Diego Agüero, titular del Juzgado de Garantías Nº6 de Florencio Varela – quien también tiene el expediente de la violación en manada a la joven de 17 años – e interviene la fiscal Mariana Dongiovanni.

 

Si llegaste hasta acá es porque te interesa la información rigurosa, porque valorás tener otra mirada más allá del bombardeo cotidiano de la gran mayoría de los medios. NOTAS Periodismo Popular cuenta con vos para renovarlo cada día. Defendé la otra mirada.

Aportá a Notas

¿Querés uno de nuestros libros?

Podés conseguirlo a precio promocional haciendo click en la imagen. ¡Escribinos y te contactamos para hacértelo llegar!

Conseguilos