Derechos Humanos

23 julio, 2019

Aumentaron los delitos en la provincia de Buenos Aires

De acuerdo a datos relevados por la Procuración General bonaerense, en el distrito gobernado por María Eugenia Vidal, durante el último año se incrementaron los robos, las estafas y los secuestros.

De acuerdo a datos relevados por la Procuración General bonaerense, en el distrito gobernado por María Eugenia Vidal, durante el último año se incrementaron los robos, las estafas y los secuestros, entre otros crímenes.

Esto se desprende del informe anual sobre el fuero criminal y correccional difundido por el Departamento de Estadísticas de esa dependencia pública.

En términos generales las investigaciones penales preparatorias (IPP) por diversos delitos aumentaron un 6,6% en 2018, llegando a 850.908. Esto supone 52.423 causas más que el año anterior.

El ítem que más creció es el que se califica como “otros hurtos agravados”, donde se destacan lo realizados mediante el uso de arma blanca y que se incrementaron un 63,3% (de 818 en 2017 a 1.336 en 2018). En segundo lugar se ubicaron las estafas que con 12.971 casos suponen un alza del 55,4%. Completan el podio los secuestros extorsivos, que subieron un 50%: de 36 a 54 casos.

Pero estos no son los únicos índices de inseguridad que se deterioraron. Los delitos contra la propiedad registraron una suba del 16,1%. Si se desagrega ese ítem se puede ver que los hurtos crecieron un 29,6%, 67.022 hechos en total; el robo 17,2% más (de 74.157 a 86.935); y el robo agravado con arma de fuego un 3,8%, es decir que de 51.408 casos en 2017 pasó a 53.348 en 2018.

Para completar el panorama, la Procuración relevó que 36.662 vehículos estacionados en la vía pública de la provincia sufrieron algún tipo de “hurto agravado”. Un 5% más que en 2017.

Cabe destacar que los homicidios se redujeron un 5,1% pero los homicidios agravados subieron en el mismo porcentaje mientras que los sucedidos en situación de robo fueron un 25% más.

Finalmente los delitos contra la integridad sexual también subieron de 13.632 a 17.503, un 28,4%.

“Las políticas de mano dura que cercenan derechos son altamente ineficaces para combatir delito, como tanto pregonan. Porque no se implementan para eso, son formas de gobierno, control y represión de los sectores más vulnerables y pobres”, analizó en diálogo con Página/12 la directora general de la Comisión Provincial por la Memoria (CPM), Sandra Raggio.

En la misma línea Mario Juliano, integrante de la Asociación de Pensamiento Penal de la Argentina y juez penal de Necochea, dijo que “en una primera reflexión, el crecimiento de los delitos contra la propiedad no puede dejar de vincularse con el aumento de la marginalidad”.

Asimismo analizó que “las políticas en materia de seguridad del gobierno provincial, de copamiento territorial y de restricciones en materia judicial no están dando resultados”. Por último remarcó que aunque “la tasa de delitos creció 6,6%, pero la población carcelaria se incrementó un 12%”.

Si llegaste hasta acá es porque te interesa la información rigurosa, porque valorás tener otra mirada más allá del bombardeo cotidiano de la gran mayoría de los medios. NOTAS Periodismo Popular cuenta con vos para renovarlo cada día. Defendé la otra mirada.

Aportá a Notas

¿Querés uno de nuestros libros?

Podés conseguirlo a precio promocional haciendo click en la imagen. ¡Escribinos y te contactamos para hacértelo llegar!

Conseguilos