Deportes

25 noviembre, 2019

La barra de Excursionistas agredió a las jugadoras del club

La lógica violenta del fútbol masculino irrumpió este domingo en el torneo femenino en un hecho lamentable que opacó el clásico entre Excursionistas y Defensores de Belgrano.

Crédito: FutFemProf

Por primera vez se disputó el clásico de Belgrano en la primera división femenina del fútbol argentino. En la cancha de Excursionistas, el local y Defensores jugaron un gran partido.

Las visitantes arrancaron ganando 2 a 0, sin embargo las Verdes lograron empatarlo y finalmente ganarlo sobre la hora en un final apasionante. Pero lo que dentro de la cancha fue un gran espectáculo deportivo, en las tribunas y las instalaciones del estadio, estuvo marcado por la violencia y la lógica machista que, hasta ahora, se venía manteniendo al margen del torneo femenino. Al menos en estas proporciones.

“En lo deportivo, fue victoria para Excursionistas por 3-2. En lo simbólico, fue una derrota para todo el fútbol femenino”, sostuvieron desde Fútbol Femenino Profesional (FutFemProf), el grupo de colegas que acompaña y garantiza las transmisiones del campeonato. 

Leila Grayani, integrante de FutFemProf que estuvo cubriendo el partido explicó a Notas que durante los 90 minutos estuvo la barra “que abría las puertas del club y pasaban de un lugar a otro como si fuesen los dueños (lo cual lamentablemente es así)”. “Se la pasaron insultando a las jugadoras, a la jueza, escupiendo, diciendo de todo”, contó.

La periodista explicó que esta es una situación poco habitual en el torneo femenino donde la lógica tanto en la cancha como en las tribunas es muy distinta a la que se acostumbra en los partidos de varones. “Desde adentro las jugadoras escuchaban y también les hervía la sangre. Estás jugando un partido, un clásico y estás trabajando además y había por lo menos cuatro o cinco chabones haciendo todo ese circo”, apuntó.

Sin embargo lo que podría haber sido solo una situación incómoda durante el encuentro, empeoró. Cuando terminó el partido “se metió la barra al vestuario, interpelaron a las pibas, les abrieron los bolsos y les pidieron las camisetas”. Es decir, se las robaron. 

Cabe destacar que la mayoría de los planteles de mujeres no tienen un presupuesto holgado y, a veces, cuentan con un solo juego de ropa para los partidos. “Habían dado vuelta el partido, habían ganado el clásico sobre la hora, había un montón de cosas para festejar y pasó esto que es un delirio”, subrayó Grayani.

Esta situación sucedió a la vista de periodistas, fuerzas de seguridad y dirigentes del club. El presidente de Excursionistas intervino en un diálogo con la barra para que devolviera las camisetas lo que finalmente sucedió.

Sin embargo, en el medio de esa tensa situación alguien llamó al 911 denunciando “el robo y el apriete”. “Cuando caen esos dos policías a preguntar quién llamó, el presidente del club habló y dijo ‘acá no pasó nada’. Qué es lo que reflejaron este lunes en un comunicado donde dicen que no hubo violencia ni agresiones, que le regalaron las camisetas a las jugadoras”, añadió la integrante de FutFemProf.

Finalmente Grayani contó que “las jugadoras se fueron a sus casas tristes, con una mezcla de sensaciones horribles”. “Sabemos que estos barras tienen derecho de admisión cuando es fútbol masculino así que sería bueno que también suceda en el femenino y siente un precedente porque hasta el momento no había ocurrido nada de esta magnitud”, explicó.

“Esto tiene que ser el punto cero para que no vuelva a pasar y ni se les ocurra entrar”, concluyó.

Si llegaste hasta acá es porque te interesa la información rigurosa, porque valorás tener otra mirada más allá del bombardeo cotidiano de la gran mayoría de los medios. NOTAS Periodismo Popular cuenta con vos para renovarlo cada día. Defendé la otra mirada.

Aportá a Notas

¿Querés uno de nuestros libros?

Podés conseguirlo a precio promocional haciendo click en la imagen. ¡Escribinos y te contactamos para hacértelo llegar!

Conseguilos