Nacionales

1 diciembre, 2019

CABA: 10 puntos claves para entender el ataque a residentes y concurrentes

Los hospitales municipales de la Ciudad de Buenos, se encuentran sin residentes ni concurrentes por tiempo indeterminado debido a un paro total de actividades para rechazar la reforma que impulsa el gobierno porteño.

Paloma Franco* y Juan Manuel Noval

COMPARTIR AHORA

En un contexto plagado de irregularidades, en un escenario represivo en las mismísimas puertas de la Legislatura porteña, este jueves 28 se aprobó un proyecto de ley sobre el régimen de residentes y concurrentes que profundiza la precarización laboral ya existente.

El proyecto fue presentado el 20 de noviembre, una semana antes de que se vote, sin dar lugar ni tiempo a que se trate en comisión y puedan hacerse modificaciones, y sin convocar las y los profesionales involucrados para participar en la redacción del mismo.

En respuesta a esto, desde la asamblea de residentes y concurrentes de CABA se redactó un documento con varias propuesta y aspectos sobre las condiciones de trabajo que no se tenían en cuenta.

El día de la votación, hubo una masiva movilización a la legislatura porteña para repudiar esta ley y reclamar que se vuelva a tratar en comisión con el tiempo correspondiente y contemplando las necesidades de les trabajadores.

Durante la concentración la Policía de la Ciudad reprimió con palos y gases. En vez de frenar la sesión y atender el conflicto afuera, la cámara decidió seguir y votar de todas formas el proyecto, incluso sin la presencia de les legisladores de la oposición, quienes sí salieron para intervenir y garantizar la seguridad de quienes estaban afuera siendo violentados por las fuerzas de seguridad.

Las claves de la nueva ley

1. Se aprobó en medio de una represión, sin les legisladores de la oposición presentes y no contempla la participación de les residentes y concurrentes en su redacción.

2. No reconoce a les residentes y concurrentes como trabajadores de la salud, sino que define a la residencia como un régimen de formación. Y si bien es cierto que cumple esa función, también existe un contrato laboral de por medio con derechos y obligaciones.

3. Establece una carga horaria mínima de 36 horas y una máxima de 64 horas semanales. Esto atenta directamente contra los derechos laborales, la salud de les trabajadores y de les usuaries.

4. Desestima el carácter laboral de las guardias, llamándolas “actividades de formación intensiva continua”, y con una carga máxima indefinida.

5. Deja de establecer el salario por el coeficiente vinculado al cargo profesional de planta. Actualmente se calcula el sueldo de residentes en relación al correspondiente a médicos de planta. La reforma deja afuera a residentes de la negociación paritaria del resto de les trabajadores de la salud.

6. Recorta las licencias establecidas en la ley que regula el ejercicio profesional de la salud. Establece un plazo de 15 días en caso de nacimiento en progenitor no gestante, cuando por ley les trabajadores municipales tienen 30 días, y de 7 días corridos por stress profesional, cuando les profesionales de la salud disponen de 10 días hábiles.  

7. Establece un régimen disciplinario de sanciones, que va desde suspensiones hasta rescisión del contrato. Teniendo en cuenta que ya existen leyes y regulaciones de la ética profesional y las buenas prácticas, establecer un régimen sancionatorio en particular para residentes y concurrentes lo que significa un estrangulamiento a la libertad de acción.

8. Legaliza la concurrencia, avalando así un régimen de precarización laboral, dado que son trabajadores y trabajadoras que no perciben salario, ni otros derechos laborales, pero cumplen con las mismas prácticas que residentes y otres profesionales de la salud. 

9. No establece una solución a la problemática de posibles renuncias donde se afecta la estructura general y el funcionamiento de la residencia.

10. Involucra a les jefes y jefas de los servicios en la elección de jefes y jefas de residentes, que actualmente son elegides por el voto directo de les residentes. Esto en sí mismo representa un avance sobre la autonomía y la organización de les trabajadores. 

Por estas razones, la aprobación de esta ley, de carácter express e inconsulta, se enmarca en las políticas de avance sobre la salud pública que viene desarrollando el PRO en la Ciudad de Buenos Aires desde hace 12 años vaciando servicios, haciendo negocios inmobiliarios con los terrenos de los hospitales, provocando faltante de vacunas, y ahora precarizando aún más a les trabajadores que sostienen este sistema. 

Sin embargo la lucha de residentes y concurrentes continúa. Este lunes 2 de diciembre se realizará una nueva movilización a jefatura de gobierno para exigir que se dé marcha atrás con la ley.

* Residente de tercero de pediatría del Hospital Elizalde

Si llegaste hasta acá es porque te interesa la información rigurosa, porque valorás tener otra mirada más allá del bombardeo cotidiano de la gran mayoría de los medios. NOTAS Periodismo Popular cuenta con vos para renovarlo cada día. Defendé la otra mirada.

Aportá a Notas

¿Querés uno de nuestros libros?

Podés conseguirlo a precio promocional haciendo click en la imagen. ¡Escribinos y te contactamos para hacértelo llegar!

Conseguilos