Géneros

3 junio, 2020

No encarcelarán a una banda de violadores: un fiscal sostiene que se trató de un “desahogo sexual”

La justicia de Chubut le redujo la pena a un grupo de jóvenes acusados de abusar sexualmente de una mujer en estado de inconsciencia.

En el día de Ni Una Menos, la justicia volvió a fallar a favor del patriarcado. Un fiscal de Rawson, Fernando Rivarola, bajó la pena de una banda de violadores, justificando que fue solamente un “accionar doloroso de desahogo sexual”. Ahora el grupo de jóvenes no tendrá que cumplir una pena en la cárcel, sino que sufrirán únicamente tres años de suspensión.

La violación en manada sucedió en septiembre de 2012. Según la denuncia, los imputados abusaron de una adolescente de 16 años que se encontraba en un estado de inconsciencia, lo que le impidió defenderse del ataque sexual. Esto último fue “valorado” por el fiscal Rivarola a la hora de sobreseer a los imputados.

El juez penal Marcelo Nieto di Biase deberá resolver si acepta el juicio abreviado que acordó el fiscal con los defensores por la calificación de “abuso sexual simple agravado por la comisión de tres personas”, respecto de Ezequiel Quintana, Leandro Del Villar y Luciano Mallemaci. Los tres jóvenes reconocieron el hecho, aunque, originalmente, eran seis los implicados. La clasificación original antes de que el fiscal la disminuya era “abuso con acceso carnal”.

La causa se activó cuando en enero del año pasado la víctima hizo una denuncia en redes sociales. “Estaba en estado de shock y entre varias personas me intentaron calmar. Como estaba desnuda, buscaron mi ropa que estaba desparramada en la habitación oscura y llena de camas donde sucedió la violación. En ese momento el dueño de la casa echó a todo el mundo de la fiesta, al grito de ‘no cuenten nada’”, aseguró.

Además, agregó: “Desde ese momento que estoy con tratamiento psicológico y psiquiátrico, y gracias a todo este tiempo de intentar sanar es que hoy me siento lo suficientemente fuerte para contar mi historia”.

En la conclusión de su denuncia, la víctima destacó que mientras los acusados continuaron sus vidas con normalidad, ella lucha todos los días por mantener su estabilidad emocional. “Hoy tengo una red de contención enorme, no tengo miedo, no me callo más”. 

Si llegaste hasta acá es porque te interesa la información rigurosa, porque valorás tener otra mirada más allá del bombardeo cotidiano de la gran mayoría de los medios. NOTAS Periodismo Popular cuenta con vos para renovarlo cada día. Defendé la otra mirada.

Aportá a Notas

¿Querés uno de nuestros libros?

Podés conseguirlo a precio promocional haciendo click en la imagen. ¡Escribinos y te contactamos para hacértelo llegar!

Conseguilos