Batalla de Ideas

28 septiembre, 2020

Cruce por Aguas Argentinas: El digno Trabajo

El Cruce por Aguas Argentinas en el Estrecho de Magallanes exige decisión, organización y lucha. Es acción de soberanía política en la navegación y protección del Atlántico Sur; Independencia Económica en el abastecimiento y transporte de las cargas y los pasajeros; y Justicia Social que sólo conquista el trabajo.

La Justicia Social no se discute, se conquista; y se conquista sobre la base de organización y si es preciso de la lucha. Y el Cruce por Aguas Argentinas en el Estrecho de Magallanes exige decisión, organización y lucha. Es acción de soberanía política en la navegación y protección del Atlántico Sur; independencia económica en el abastecimiento y transporte de las cargas y los pasajeros argentinos; y justicia social que sólo conquista el trabajo, con la actividad de navegación de una naviera estatal, la nueva actividad portuaria en Cabo Vírgenes-Cabo Espíritu Santo, las reparaciones  navales, la provisión de combustible de YPF, sus carreteras y pueblos, la pesca y sus artes, sus poetas y cantores, además de la impostergable custodia de la Armada y Prefectura Argentinas.

La tarea del Cruce la podría cumplir el Buque de Desembarco de Tropas Cabo San Antonio construido en Astillero Río Santiago (ARS), que en 1982 transportó los soldados a Malvinas, si ahora mismo se lo propone. Sólo se necesita preparar rústicamente la playa para que los vehículos civiles puedan seguir su camino. Y no se hizo ni se hace porque la partidocracia demoliberal arruga al conflicto con Incalaperra. Por esta razón, habiendo suficientes recursos hoy para hacerlo; lo nuevo, aquello que hay que crear y construir, debe ser nacional. Teniendo fábricas y mano de obra argentina para hacerlo, no hay excusas.

Dicen los gomas de la correlación de fuerzas que la ley 26.776 del Cruce por Aguas Argentinas es compleja de cumplir. ¡Quieren ignorar que el Decreto 1423/2015 del Poder Ejecutivo Nacional, firmado por CFK y ratificado por el Presupuesto 2016 (ley 27198) por 100 millones de dólares del (ex) Ministro de Economía de la Nación (actual Gobernador de la Provincia de Buenos Aires) Axel Kicillof  ya existe! ¡Y hay que hacer de una buena vez los barcos en el Astillero Río Santiago!

Y balbucean bobadas ante la contundente cotización del Astillero Río Santiago en 2015 por dos Buques de Desembarco Anfibio, doble casco de 12.000 tn de desplazamiento, con dos motores de 6.400 hp a 17 nudos, con casco reforzado  para varadas estáticas. Mucho más potentes que los placebos industriales que son las camas del PAMI, ollas, toboganes, casas containers, jaulas para la caca del perro, herraduras y otras iniciativas ridículas de la partidocracia que vacían el Astillero Río Santiago de su misión fundante: fabricar barcos. Al fideicomiso los tímidos no se animan a irlo a buscar, pero los privatistas renovadores tienen ofertas del mercado de usados del British Commonwealth.

Pero Astillero Río Santiago ya cotizó, a la Organización Libre del Pueblo Foro Naval Argentino sin inscripción ni personería, sólo con una causa y una bandera por 34 millones de dólares cada uno, quedando un tercio del presupuesto para las obras portuarias en Cabo Vírgenes y Cabo Espíritu Santo. No hay excusa técnica, ni de precio, ni plazo o calidad.

Lo extranjero es usado, caro y engarronado, ya lo cotizaron los importadores: Catalán Magni, Sergio AGP Borreli, Florencio Chino Randazzo, López Buquebus Mena, Mario Momo Goicoechea, Ing. Keynesiano Chiappino y el Ministro de Transporte Mario Meoni. Su política liberal- keynesiana es la de su escriba Tettamanti, autor de las leyes de importación de chatarra naval al 9×1 conocidas como Luenzo-Solanas y del dragado funcional a las multinacionales del comercio exterior conocida como “el Zanjón de Tettamanti”. El proyecto de estos personajes de la política, la empresa y el gremio, es reducir al ARS a un taller de reparaciones y herrería en general, por órdenes de la Royal Navy y el Pentágono norteamericano; para, vaciándolo de su razón de ser, privatizarlo, cerrarlo y cortarlo a soplete. De igual modo como estos mismos personajes obraron en la Ribera Sur del Riachuelo carancheando a Sanym, Príncipe Menghi Penco y Alianza. Brutos, inútiles y avaros que han destruido la industria naval privada por militar obcecadamente en contra del Estado Empresario Argentino.

En la producción estratégica y de grandes bienes de capital sigue siendo la industria argentina mejor, más barata y propia que los presupuestos internacionales de los funcionarios del gobierno de turno, asesorados por el Deuxiéme Bureau, Foreign Office y el Pentágono con sus ingenieros de compra de la burocracia importadora. Como ya explicamos en otras oportunidades, la cotización nacional de ARS por los 5 Patrulleros Oceánicos Multipropósito por 175 millones de dólares no requiere de mayor explicación frente a la importación liberal-keynesiana de 320 millones de euros a Francia por un buque usado y 3 (tres) a construirse.

¡Mantengámonos alertas! Porque al igual que con los Patrulleros Oceánicos Multipropósito, que los keynesianos se negaron a construir, para que finalmente los liberales los importaran de Francia: la oferta nacional de Astillero Río Santiago ha triunfado nuevamente.

¡Y mantengámonos vigilantes! Para que no nos despojen del trabajo nuevamente como ya pasó. Continúa la política de subordinar al ARS al Eje Tandanor -Mar del Plata- Base- Belgrano repartiendo pedazos del contrato para que nada se construya. Basta de paralizar lo propio para importar lo ajeno. Trabajo Argentino  ¡YA!

La bableta geopolítica es uno de los berretines más extendidos de la militancia sin proyecto, siempre y cuando ocurra a millas marítimas del propio país. Medio Oriente, Trump/Hilary, Corea del Medio, el socialismo escandinavo, la ruta de la seda. Entretenimiento mediante los cuales el cerebro busca distraerse. Pero lo que aquí se juega es nuestra propia realidad nacional sin escapismos políticos ni simulación épica, se juega nuestro futuro de argentinos, un enclave soberano frente a frente con nuestro enemigo en el teatro de operaciones real. La ratificación de los hechos argentinos sobre Malvinas, Antártida y Atlántico Sur. No baba cultural. Navegación, ocupación, trabajo. Ideas, hechos, acciones.

Las boyas del Golfo San Jorge-Santa Cruz/ Chubut construidas por la YPF Estatal, hoy son operados por buques extranjeros, los servicios de remolcador y buque supply, son tercerizados por la YPFK (Yacimientos Petrolíferos Fiscales Keynesianos) a favor de compañías norteamericanas. Al sur del paralelo 42°, flota de aviones, carretera, naval, todo es privado y extranjero. Al igual que en San Sebastián- Tierra del Fuego pero con acento francés, allí es a Total la que explota el gas que atraviesa el Estrecho de Magallanes hacia la planta compresora de Chile ante la mirada famélica y los cuerpos helados de los fueguinos que queman pallets de importación electrónica para calentarse. Trabajo y riqueza hay, pero en manos imperiales, el Pueblo Trabajador es extranjero en su propia tierra.

Tan grande como el odio y el rencor contra el enclave popular que la Ciudad Evita de la Matanza despierta, por el hecho de tomar tierra de la oligarquía (Madariaga, Ramos Mejía, Segurola) creando un asiento digno, popular, permanente, místico; es el temor que despierta el Cruce Corto en el Magallanes. Porque ingleses y oligarcas temen al “aluvión zoológico” del pueblo trabajador ocupando de forma permanente la tierra y el mar de la patria Argentina. Tanto en la infinita pampa alambrada y despoblada, como en la infinita patagonia inglesa y despoblada. Así es el modo argento de conquistar la justicia social. El ser sobreponiéndose a la oligarquía y el egoísmo, al imperialismo y la nada.

Lo nuestro son 445 puestos de trabajo en los astilleros, 667 puestos de trabajo en los naval-partistas y 1.557 puestos de trabajo en las sociedades donde los trabajadores de los astilleros y los naval- partistas  gasten sus sueldos. Es decir 2.669 puestos de trabajo durante los 3 años que dura la construcción de los buques por lo menos.

¿Nodulfer de Berisso tendría a tiro la fundición de 4 hélices de Admiralty Brass y por lo menos dos años de facturación que aliviarán el quebranto de la pesada herencia de Macri? ¿Cramaco de Santa Fe puede proveer de motores eléctricos? ¿Aceros Potrone de Avellaneda los aceros especiales? ¿Las Fabricaciones Militares, la calderería, los cañones y armamento para un buque de desembarco anfibio? ¿INVAP, CITEFA los instrumentos de navegación y posicionamiento dinámico? ¿Y la pintura naval? ¿Las industrias fueguinas se anotan con pontones y el alistamiento de los buques con sus carpinteros, tapiceros, costureras, metalúrgicos…? ¿Quiénes más? No debemos olvidar el trabajo relacionado a las rutas (Art. 2° Ley 26772): 2237 puestos de RN 40 hasta Ushuaia, 386 puestos de Rutas Provinciales 21, 30, 33, sumando a los 3672 puestos por Reflejo Social. Luego de finalizado el cruce corto, se podrá sostener a 6300 familias por 15 años por lo menos.

El movimiento es incipiente, pero integrador nacional. Todos unidos por la causa nacional que es  la Tierra del Fuego Centro Geoestratégico de la Argentina Marítima, Bicontinental y Bioceánica del Siglo XXI. El digno trabajo será la fuerza organizadora del futuro de la patria, el digno trabajo permitirá el descanso reparador, el necesario tiempo libre, y en ese digno tiempo los argentinos podremos desarrollar nuestra cultura, nuestra memoria y nuestro futuro. Valiéndonos de ciencia, arte y filosofía para crear nuestro sentido trascendente de la vida y el mundo.

Por Rodolfo Pablo Treber, Bárbara Solernou, Martín Ayerbe, Ángel Pablo Mauro, Agata Grinberg, David Cardante y Laura Barrionuevo, integrantes de Social XXI, La Tendencia.

Si llegaste hasta acá es porque te interesa la información rigurosa, porque valorás tener otra mirada más allá del bombardeo cotidiano de la gran mayoría de los medios. NOTAS Periodismo Popular cuenta con vos para renovarlo cada día. Defendé la otra mirada.

Aportá a Batalla de Ideas

¿Querés uno de nuestros libros?

Podés conseguirlo a precio promocional haciendo click en la imagen. ¡Escribinos y te contactamos para hacértelo llegar!

Conseguilos